Los cinco latinos

Album los 5 latinos En septiembre de 2005 leí el editorial de la revista PC Magazine, en español, escrito por Nadia Molina, Directora editorial, ―Televisa-Mexico― que titulaba Fidelidad insuperable. Ella hablaba de la comparación auditiva que hizo entre el sonido de los discos digitales actuales y los “viejos” acetatos de sonido analógico. Así como muchos otros melómanos, ella llegó a la conclusión de que, en el sonido analógico de esos discos, ―con todo y los ruidos de fondo propios del roce de la aguja sobre el disco― la calidez y el realismo de los instrumentos y voces eran magníficas, superiores al sonido de audio digital común actual. Así que revisando mis viejos discos de acetato de 33 y 1/3 rpm me encontré con un álbum del grupo Los 5 latinos.

Mientras sigues leyendo, escucha a Los 5 Latinos con el tema
«Las hojas muertas”
[audio:Las_hojas_muertas.mp3]

Presentados en las carátulas de los álbunes, indistintamente como “Los 5 latinos” o “Los cinco latinos” fue el nombre de un grupo creado en Buenos Aires, Argentina, en el año de 1957 y que permanecieron activos hasta final de los 60. Se supone que eran músicos, pero raramente los pude ver tocando ellos mismos los instrumentos. Sus presentaciones usualmente solían ser como un grupo vocal.

Pero mi recuerdo no va para el grupo como tal, sino para su vocalista principal, la argentina Estela Raval, nacida en Buenos Aires, en Mayo de 1934 y bautizada con el nombre de Palma Ravallo. Durante mi época de apreciación musical, corriendo los gloriosos años 60 la consideré una voz privilegiada. Aún me maravilla su fuerza y la claridad de sus matices. Realmente puedo reconocer esa voz entre muchas otras. Siempre bajo la producción de su esposo, el trompetista Ricardo Romero, Estela mantuvo sus actuaciones musicales junto con el grupo hasta su disolución en 1969. Luego ella cursó como solista cosechando éxitos, porque con su carisma, su fina elegancia y jerarquía interpretativa daba para eso y para más. Ella brillaba con luz propia, no necesitaba las candilejas de nadie.

Yo siempre me había preguntado qué cosa hacía ella con aquel grupo. El nombre de “Los cinco latinos” no me cuadraba. Para mí, muy bien pudo haberse llamado “Estela Raval y los cuatro latinos.” De hecho, para 1982 el grupo se vuelve a unir, pero esta vez con el nombre de “Estela Raval y los Cinco Latinos.” No es por desmerecer lo más mínimo las cualidades como cantantes y como instrumentistas, de cada uno de los integrantes que desde su inicio conformaban el cuarteto masculino de acompañamiento, pues por algo el quinteto llegó a ser considerado el mejor grupo musical de su época. Pero fuera de alguna que otra interpretación casi solista de alguno de ellos, los cuatro se limitaban solamente a los coros de fondo. Por la calidad de su voz, su emoción y sensibilidad interpretativa, Estela era la estrella indiscutible, y todos lo sabían. Si en vez de correr la gloriosa época musical de los años sesenta fuera la actual, Estela hubiera sido solista, teniendo detrás de ella un fondo de media docena de voces contratadas. Para mí, entre las mujeres cantantes, la voz de Estela Raval es tan, pero tan inconfundible y agradable de escuchar, como en los hombres me resulta la de Demis Roussos, el griego que canta en inglés y español con acento italiano.

Pues quede centrado en ella mi nostálgico recuerdo musical de voces femeninas especiales. Como ya he dicho, la calidez de su voz la considero superlativa. Es tan destacable y diferenciable como pueden serlo la voz de Bárbara y la de Karen –Streisand y Cárpenter, por supuesto- o la de Celine Dione. O incluso de la joven cantante Beth, ―salida de Operación Triunfo― con su peculiar timbre y especiales “gorgoritos vocales, y de la que, por su aún reciente actualidad sobran en la web sus fotos y reseñas.” Y dejo un punto y aparte para las féminas del grupo español Mocedades. Sus admiradores saben a quienes me refiero.

Dejo afuera a todas las cantantes de ópera, porque sus voces son clase aparte. Pero estoy consciente de que realizar este tipo de reconocimientos, aún a título personal, mencionando nombres, a la final resulta un poco injusto para aquellas que no he mencionado y que de alguna forma admiro como cantantes. No quiero hacer una larga lista. De todos modos, no me olvido de ti, Nana… Mouskouri.

Barbara Streisand Karen Carpenter
Celine Dion Mocedades
Demis Roussos Beth

Artículos relacionados: Estela Raval, ciudadana ilustre.


Descargar PDF

Home

On this day..

Esta entrada fue publicada en Análisis y valoraciones, De cine y música y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

23 respuestas a Los cinco latinos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *