Esas putas horas

Obra de Salvador Dalí

Pocas cosas, quizás, tan absolutas como la relatividad de las cosas, en especial la del tiempo.

En momentos de gran peligro, afirman que toda nuestra vida pueda pasar ante nosotros en un instante. Es decir, una fracción de segundo puede ser toda una vida, como el Nirvana.

Y hay horas que nos parecen interminables.
Horas, que se nos esfuman entre los dedos por más que queramos sujetarlas.
Horas que no sabemos que fue de ellas.
Horas que nunca olvidaremos.
Y hay horas que no queremos recordar.
Pero, dentro de esa peculiar relatividad, nunca me había encontrado con una medida de las horas como la que le escuché a una mujer. Ella hablaba por su teléfono móvil, cuando dijo, con voz airada:

¿Y cómo crees tú que puedo arreglarme y estar lista en una puta hora?


Fotografía: Obra de Salvador Dali, La persistencia de la memoria.


On this day..

Incoming search terms:

  • los relojes dali
Esta entrada fue publicada en Cosas diarias. Guarda el enlace permanente.

13 Respuestas a Esas putas horas

  1. Saldivia dijo:

    Ja ja! ya lo dijo Einstein, el tiempo es relativo, un minuto sentado sobre una estufa caliente parecerá eterno, pero un minuto en agradable compañía parece un instante fugaz. Pero eso si: para la coquetería femenina ningún lapso es suficiente. La excepción: mira este video en http://www.youtube.com/watch?v=zbCW6JDr3Ww
    Muchos maridos frustrados quisieran que sus esposas se cambiaran así de rápido!

  2. Curiosa dijo:

    Pues seré una excepción,porque eso de tardarse horas arreglándose no va conmigo o por lo menos si tengo que hacer un esfuerzo extra (jejeje) lo hago con tiempo. Es que con aquello de que no me gusta esperar ni que me esperen…

  3. Hecate dijo:

    jajajajaja, no me sorprende en absoluto. 60 minutos pueden dar para mucho o para poco, realmente el tiempo es algo tan relativo…
    Yo soy de las obsesivas con él, aunque también soy de las que hago listas para todo…imagino que en psicología todo esto debe tener un nombre.

    60 minutos, o 50 si prevees llegar con tiempo, no dan para mucho…o sí: podemos concebir un hijo en ese tiempo, plantar unos cuantos árboles, asistir a una conferencia, hacer la compra, leer el periódico…la custión es poder disponer de esos 60 minutos o robárselos a Cronos cuando no mire.

  4. Noxeus dijo:

    Pues yo conozco a más de una que no es que no se arreglen en una hora; es que no se arreglan ni en una semana. Para ser mas concretos no tienen arreglo y no las arregla ni Dios.

  5. guardafaro dijo:

    Gracias por el video, Saldivia. Ese acto es el sueño de toda mujer hecho magia. O mejor debiera decir que “esa” velocidad es el sueño de todo hombre hecho realidad.
    Odio esperar, y sufro cuando soy yo quien llega tarde. Y Hécate tiene razón sobre todas las cosas que se pueden hacer en 60 minutos.
    Pero me has hecho reír, amigo Noxeus. Ciertamente que hay algunas que no las arregla nadie. Pero ese no era el caso de la chica del suceso. La verdad es que no neesitaba ningún arreglo. Pero vaya uno a saber qué imagen le devolvía el espejo a ella.

    Por cierto que, hablando de videos, quise colocar uno en el post de la cabalgata de reyes, para ilustar lo de los payasos mecánicos, pero no encontré que me funcionara ningún plugin para videos MOV (Quicktime), así que lo colgué en Youtube y, para colmo, tampoco logré encontrar como ponerlo en el blog bajo WP.
    http://www.youtube.com/watch?v=yG-RfZHLD9M

  6. Noxeus dijo:

    Si, mira:
    Tienes que desactivar el editor de texto (luego lo vuelves a activar y listo) y trabajar en HTML. Pegar el código y publicar el post.

    Una vez hecho, vuelves a administración y reactivas el editor en modo gráfico (el Wisi..leches ese) 🙂

  7. Curiosa dijo:

    Gracuas Guardafaro, te comenté que yo también voté por ti? La verdad no recuerdo, con todo esto de que tengo el alma triste,no se si te dije, pero si lo hice.
    Un abrazo

  8. Pues hablando de la percepción subjetiva del tiempo, ni te cuento lo que son cuatenta minutos sin nicotina. Pero ahí estoy, resistiendo, y luchando contra la adiccción segundo a segundo, minuto a minuto, hora tras hora.
    Y para terminar con algo de humor, en mi casa soy yo quien espera a mi marido cuando salimos, él tarda más tiempo en arreglarse que yo.
    No vale generalizar, hay hombres…..y mujeres…. y cada cual es un mundo.

  9. guardafaro dijo:

    Interesante la hora sin nicotina. No incluí esas, las horas sin drogas o estimulantes. Por lo que entiendo se hacen eternas y desesperantes.
    Y de lo otro, conozco hombres-espejo, que en arreglarse tardan horas. Esos entran dentro de otra clasificación de las tantas que ahora hay. No son precisamente los picapiedras.
    Pero ni el tiempo ni las horas tienen sexo. Se ralentizan o aceleran para cualquiera. No pretendía generalizar sobre mujeres, excluyendo hombres. Pero en el caso descrito la protagonista era mujer.

  10. Goathemala dijo:

    Por eso cuando se mata una hormiga o un mosquito creyendo que su muerte es instantánea es porque no valoramos el tiempo de agonía que supone para ellos esa décima en la que pasan de la vida a la muerte.

    Saludos.

  11. Sarsillo dijo:

    JA, JA JA…..Es que hay horas.. y horas…!!!!!!

  12. Ja ja ja.. bueno a veces una hora no es suficiente.. yo en las mañanas me levanto y en 30 min ya voy de salida..

    Un abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *