Los toponímicos árabes en la Comunidad Valenciana

Toponímicos arabesComo ya comenté en mi post anterior sobre Peñíscola, en un viaje en tren que hice desde Madrid a Benicarló-Peñíscola, con un transbordo obligado en Valencia, lo primero que me llamó la atención en esa comunidad fueron la cantidad de toponímicos de origen árabe o morisco, para designar ciudades y municipios. Son los nombres que comienzan con los prefijos BEN y BENI.

Estos son vocablos que entran en la composición de algunos nombres propios musulmanes y que significa hijo de e hijos de. Viene de la raíz árabe BN, cuya forma más apropiada es la de IBN en masculino (hijo de) y BINT en femenino (hija de). En árabe viene a significar que se es familia o descendiente del gentilicio correspondiente.

BENI es similar al vocablo BANU, más utilizado en todo Oriente Medio para designar al nombre de tribus de raíces árabes.

Normalmente ese vocablo se escribe separado, tal como Hassan Ibn Tawfic (o Hassan Ben Tawfic); pero terminó por convertirse en un prefijo unido al nombre. Por similar proceso histórico surgió el prefijo BENA.

En Marruecos, por ejemplo, pasaron a convertirse en apellido fundiéndose ambos términos. Así tenemos apellidos como Benarroch, Benmergui, Benlabah, Benhaddou, Benjelloun, Benkassen y tantos otros.

Esto vino a ser algo similar a lo que ocurrió en la formación de algunos nombres propios árabes actuales, al fundirse el ism (nombre propio) con el nasab (patronímico) en aquellos nombres que comenzaban con la palabra ‘Abd (adorador o sirviente) seguida del artículo Al; es decir: «’Abd al-». Esto dio origen a los nombres  ‘Abdul o ‘Abdel que no son más que formas de escritura provenientes de transcripciones fonéticas, que por sí solas no son un nombre.

Los nombres propios que se iniciaban con la expresión ‘Abd eran seguidos por alguno de los noventa y nueve nombres de Alá. Por ejemplo:
Abd al-Alî: Sirviente del más Alto.
Abd al-Hakîm: Sirviente del Sabio.
Abd al-Mâjid: Sirviente del Glorioso.
Abd al-Nâsser: Sirviente del Victorioso.

Actualmente se han convertido en los nombres: Abdelalí, Abdelmajid, Abdelnasser, Abdellatif, Abdelghafour, Abdelilah, etcétera.

En fin: que ya me estoy yendo por las ramas; a lo que iba.

Pues estos toponímicos de BEN y BENI se aplicaron en España a localidades pobladas por moriscos. Esta es la designación que recibieron los mozárabes que, sin cambiar de religión, quedaron como vasallos de los reinos cristianos. Después de la Reconquista, éstos se agruparon principalmente en el sur y levante de nuestro país. La mayoría eran agricultores y artesanos. Así encontramos los siguientes, dentro de la Comunidad Valenciana:

CASTELLON: Benafer, Benafigos, Benasal, Benlloch / Benicarló, Benicasim

VALENCIA: Benagéber, Benaguasil, Benavites, Beneixida, Benetússer / Beniarjó, Beniatjar, Benicolet, Benifairó de les Valls, Benifairó de la Valldigna, Benifaió, Beniflá, Benigánim, Benimodo, Benimuslem, Beniparrell, Benirredrá, Benissanó, Benissoda, Benisuera

ALICANTE: Benasau, Beneixama, Benejúzar, Benferri / Beniarbeig, Beniardá, Beniarrés, Benigembla, Benidoleig, Benidorm, Benifallim, Benifato, Benijófar, Benilloba, Benillup, Benimantell, Benimarfull, Benimassot, Benimeli, Benissa, Benitachell (Benitatxell)

En total hay unos trece municipios que empiezan por BEN y otros treinta y cuatro que empiezan por BENI. Después también hay pedanías, barrios o distritos como en Valencia ciudad: Benicalap, Benimámet, Benimaclet, Benifaraig y Beniferri. (Estas cifras las tomé de alguna parte y ya no recuerdo de cuál fue).

On this day..

Incoming search terms:

  • que significa en arabe benicalap
  • origen del nombre de benicalap
Esta entrada fue publicada en Divulgándolo, Gente y lugares y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *