Ropa interior femenina

Lencería femenina En la página 8 del diario español 20 Minutos, en su edición del jueves 25 de mayo, encontré «Un dato» según el cual:

92% de las españolas afirman que la elección de la ropa interior es de gran importancia en su vida diaria, según un estudio.

Me resulta interesante esto.

Nunca pensé que el porcentaje sería tan elevado. Vamos, que yo creía que, entre las mujeres, en esto de la ropa interior podía ocurrir como con los hombres. Fuera del hecho de la clasificación a que hemos sido sometidos, separándonos en tipos pica piedras o neandertales, metrosexuales, ubbersexuales y demás chorradas, estoy claro que unos se interesan por la marca, colores, calidad, cualidad y actualidad de los calzoncillos que usan, mientras que a otros les importa un bledo todos esos detalles. Total, se trata de una prenda íntima que nadie más ve, y no es asunto de andar por ahí enseñándolos. Digo yo.

Aunque, en este aspecto tan particular de la ropa interior, las mujeres tienen que pensárselo mejor, porque lo actual, al menos en España, y sobre todo ahora que llegan los calores veraniegos, es ir de lo más escotadas, mostrando generosamente las tetas, o cuando menos el brasier, y usar esos pantalones de talle corto, o «a la cadera» pero llevados a media nalga, enseñando las bragas. Claro que hay algunos hombres que también lo hacen, pero ellos no muestran los calzoncillos, sino el culo.

En el caso de las mujeres, entiendo ahora la preocupación o interés por la calidad de las bragas. Por cierto que, para complementar ese estudio señalado, podría ser interesante una investigación del color predominante. Según mi obligada observación por las calles de Madrid, -porque los ojos son niños, y una delgada cintura o unas buenas caderas femeninas expuestas al aire son como caramelos gratis- parece que esta primavera la tendencia está entre las bragas de color negro y las rojas. Pero claro, el universo que yo he apreciado no puede decirse que sea representativo como para tomarlo de muestra.

Como he dicho, me llamó la atención ese 92%.

He realizado cierto esfuerzo intelectual intentado meterme un poco en las ideas femeninas, que si bien es terreno resbaladizo no lo es imposible. Traté de entender ese manifestado interés por la ropa interior. Porque, al fin y al cabo, salvo que estén casadas, tengan novio o anden por ahí aireándolas, a la mayoría de ellas nadie les va a ver lucir toda la magnificencia esas prendas íntimas que con tanto interés y esmero eligieron. ¿Por qué, entonces, la elevada importancia que le dan a su elección?

Me encontraba casi en un callejón sin salida, especulando esto y aquello, buscando conexiones y relaciones neuronales en esa dirección, cuando me vino a la memoria una película. Se trataba de una mujer que había sufrido un evento que le dejó desagradables cicatrices en ciertas partes del cuerpo, pero que, afortunadamente para ella, quedaban bien ocultas bajo la ropa. Sin embargo el hecho la perturbaba hasta el punto de necesitar ayuda sicológica.

En una de las secuencias, el esposo le preguntó el motivo por el que se sentía tan afectada por aquellas cicatrices, que a él no le importaban y que nadie podía ver ni sabía que existían. La respuesta de ella fue muy simple, pero altamente esclarecedora:

Pero, yo lo sé.

Bueno, este escrito es casi un ensayo. Yo no tengo la más remota intención de pretender haber dejado al descubierto las motivaciones femeninas, que las lleva a ocuparse tanto en la elección de sus prendas interiores. Quizás mi amiga Lully, en su blog Reflexiones al Desnudo, quiera «desnudarnos» este particular, o cualquiera de mis lectoras se apunte a este menester. Con ello, los hombres podríamos tener una mejor comprensión sobre esta importante faceta de la mujer. Porque sabiendo la importancia que ellas tienen en ello, bien podríamos poner algo más de interés en fijarnos en sus prendas íntimas y elogiarlas más a menudo.

Jennifer Garner 3Yo le doy importancia al color, aunque, en ocasiones, pueda ser indiferente uno que otro. Por eso entiendo cuando la sensual Jennifer Garner, en una escena como Sydney Bristow de su personaje de la serie televisiva Alias, absolutamente despampanante en un bellísimo y sugestivo conjunto de ropa interior, que primero era rojo y que luego se vió obligada a cambiar por el negro, le preguntó al imbécil aquel, teniéndolo dominado bajo ella:

What´s wrong with de red one?

Eso me pregunté yo. ¿Qué tenía de malo el conjunto rojo? Ella se vería bien con cualquier color encima.

Jennifer Garner 1 Jennifer Garner 2 Jennifer Garner-Elektra 1 Jennifer Garner-Elektra 2
Nota: la foto de portada fue tomada de la página web de Victoria´s Secret

Artículos relacionados: Instrumentos musicales y algo más (El eterno femenino)

Descargar PDF Home

On this day..

Esta entrada fue publicada en Cosas diarias, Madrid y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

15 respuestas a Ropa interior femenina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *